domingo, febrero 22, 2009

Poema


Epístola del príncipe sin princesa

En cuántas guerras habré estado…cuántas victorias habré conseguido…y cuánto sumaran mis derrotas…tal vez la verdad de mis triunfos nunca se sepa…ni generen orgullo entre mi linaje…ni tampoco mis descendientes se jactarán de mis hazañas…ni quedarán para la historia de este reino, ni de ningún otro…a lo mejor ni siquiera mis nombres, valdrán la pena mencionar en el futuro…

Sólo sé que las luchas han sido constantes y reconozco que he recibido golpes certeros…tan certeros, que creí morir al recibirlos…pero en cada uno de esos episodios humillantes, desperté dolorosamente con una nueva herida por curar…pero me duele más el pensar, en las que tendré que aliviar en próximas batallas…

Siempre parezco un fuerte e invencible caballero de armadura oscura…pero paulatinamente las fuerzas se merman y los bríos se pierden, cada vez que arribo al castillo equivocado…cada vez que cruzo por el puente levadizo, que me lleva a la doncella incorrecta…cada vez que me pierdo en los bosques de la indiferencia femenina…cada vez que aparezco en el cuento que no me pertenece, en donde no soy ni príncipe, ni soy lacayo, ni soy nadie…

Aunque pierda mi nobleza, no puedo negar que he sufrido ácidamente, cada una de las estocadas al corazón…no puedo ocultar, que más que sangre, he vertido lágrimas amargas, por cada una de mis victorias solitarias…de nada me sirve ostentar mi titulo, sino tengo a mi lado la princesa, quien aplauda mis gestas, quien se sonroje ante mis galanterías y declamaciones ante su balcón…

Han sido millones los caminos que he cabalgado en tu infructuosa búsqueda…han sido miles los conjuros y hechizos que he desatado por hallarte…han sido cientos los caballeros que he vencido para ganar tu admiración…han sido decenas los castillos y los dragones que he desafiado…hace dos noches perdí mi yelmo…pero ha sido sólo uno, mi más grande anhelo como príncipe: ¡Hallarte mi bella princesa!...
Encontrarte bella dueña de mis sueños…la bella Lady de mi palacio, de mi reino, de mis ojos…de mi corazón.


Davo: la historia de fantasía que ninguno, en
ningún día ha soñado ser…es la vida del príncipe
que somos cuando no tenemos princesa para desencantar.

1 comentario:

  1. profe que toca hacer con los poemas (epistola del principe sin princesa y beatiful smile)?

    ResponderEliminar